Hunts Point Avenue

Adi Talwar

En la avenida Hunts Point, cerca del bulevar Bruckner, en el corazón del distrito 15.

A poco menos de un mes antes de las elecciones primarias del partido demócrata, todavía hay 12 candidatos demócratas que actualmente están haciendo campaña para el puesto que será desocupado por José Serrano, quien se retira después de 30 años en la cámara.

El distrito 15 está conformado poblacionalmente por una mayoría de 66 por ciento de hispanos, 28 por ciento de afroamericanos, un tres por ciento de blancos y un dos por ciento de asiáticos, según cálculos de la oficina del censo. Entre los latinos del distrito el número de puertorriqueños ha disminuido, mientras que la población dominicana ha aumentado en los últimos años.

El 33 por ciento de la población en este distrito vive por debajo de la línea de pobreza y la mayoría de ellos, el 69 por ciento, gana menos de $50.000 dólares anuales.

El asiento que Serrano dejará libre es uno que ha estado ocupado por un puertorriqueño durante casi 40 años, si se suman los años de Serrano y los de su predecesor Bob García. Por este legado es que una de las preguntas que ronda en esta campaña es si la representación latina terminará o no con su partida.

Como se vio durante el debate del 14 de Mayo organizado por City Limits, Gotham Gazette y The Point, muchos de estos candidatos concordaron en llamar a la respuesta federal a la pandemia del COVID-19 como desastrosa, pero las grandes diferencias entre los candidatos no se expusieron del todo.

Por esto City Limits ha contactado a los cinco candidatos que cuentan con experiencia en cargos públicos y carrera política para presentar a nuestros lectores perfiles de cada uno de ellos. De estos cinco candidatos, cuatro se auto-denominan latinos: Melissa Mark-Viverito, Ydanis Rodríguez, Ritchie Torres y Ruben Diaz Sr.

Melissa Mark-Viverito

Dinero recaudado para la campaña: a mayo 20, $315.000 dólares informó su campaña ($270,353 registra comisión electoral federal, FEC por sus siglas en inglés).

Melissa Mark-Viverito fue elegida por primera vez para el octavo distrito del concejo de la ciudad en 2006 donde estuvo por 11 años y durante el periodo de 2014 a 2017 ejerció como presidenta del concejo de la ciudad.

Mark-Viverito ha sido candidata para defensora del pueblo de la ciudad de Nueva York, donde perdió y quedó en tercer lugar con más de 47 mil votos en las elecciones especiales del 26 de febrero de 2019. 

Para estas elecciones no ha querido aceptar contribuciones de los comités de acción política, PAC por sus siglas en inglés, “intereses en combustibles fósiles, o promotores inmobiliarios”, escribió en respuesta a City Limits. 

El 13 de mayo su campaña recibió un impulso al recibir el apoyo de cuatro sindicatos de maestros del país: La Federación Unida de Maestros (United Federation of Teachers), Maestros Unidos del estado de Nueva York (New York State United Teachers), la Federación Americana de Maestros (American Federation of Teachers), y la Asociación Nacional de Educación (National Education Association).

Las cinco premisas de su campaña son: luchar por Medicare para todos. Asegurar la vivienda como un derecho humano universal. En inmigración, prevenir y detener las deportaciones injustas a nivel local, estatal, y a nivel nacional así como prestar apoyo a los solicitantes de asilo y combatir la colaboración en curso entre agentes federales y las fuerzas policiales. Abogar por el Green New Deal y el empoderamiento de Puerto Rico, la ley de alivio de su deuda y proveer a la ciudad y al estado de Nueva York los recursos apropiados para continuar proporcionando vivienda, salud, asesoramiento y otros servicios para los evacuados.

Como lo escribió a través de correo electrónico, los puntos que ella resalta de su carrera son: ser la primera puertorriqueña y latina que se desempeñó como presidenta del concejo de la ciudad; reformar la justicia penal (al cerrar Rikers, despenalizar los delitos menores y reformar las políticas de detención); defender políticas que definían el estatus de la ciudad de Nueva York como ciudad santuario y luchar por la ayuda para la recuperación de Puerto Rico.

Uno de las críticas a Mark-Viverito es la rezonificación de East Harlem y sobre este asunto ella respondió que apoyó un proceso independiente de consulta a la comunidad, que duró 2 años y “el resultado fue un conjunto de recomendaciones definidas por la comunidad que Melissa utilizó en su negociaciones con la administración”.

Además agregó que “el resultado de la rezonificación reflejó más estrechamente las recomendaciones del [East Harlem Neighborhood Plan] EHNP que la propuesta original de la administración y resultó en un histórico fondo de capital de 50 millones de dólares para los proyectos de vecindarios priorizados por la comunidad. Además, como lo demuestran los datos, el resultado ha llevado a la preservación de las unidades de vivienda con renta controlada y ha limitado la altura y la densidad del desarrollo”.

Sin embargo un informe de la Association for Neighborhood Housing and Development destaca que “los precios de los edificios están subiendo rápidamente en algunos barrios, y esa especulación está presionando a los inquilinos. East Harlem vio el mayor salto en los precios de las propiedades por pie cuadrado —75.8 por ciento—  y ese vecindario también tuvo la mayor estratificación de ingresos de cualquier comunidad”. 

Michael Blake

Dinero recaudado para la campaña: a mayo 20, más de $620.000 dólares informó su campaña ($599,868 registra la FEC).

Michael Blake es miembro de la asamblea del estado de Nueva York en representación del distrito 79. Asumió el cargo el 1 de enero de 2015 y su mandato terminará el 31 de diciembre de este año.

Blake además fue candidato para defensor del pueblo de la ciudad de Nueva York, donde perdió y quedó en cuarto lugar con más de 35 mil votos y en 2008 fue director político adjunto en Iowa para Barack Obama, durante las elecciones presidenciales.

Desde muy temprano en su carrera por la cámara ha recibido apoyos como The Collective PAC y fondos de Congressional Black Caucus PAC. Entre las organizaciones que respaldan su candidatura están la asociación de enfermeras del Estado de Nueva York (New York State Nurses Association), el Article 1199SEIU, que representa a los trabajadores de la salud, el sindicato de limpiadores 32BJ SEIU, el sindicato de trabajadores de supermercados UFCW Local 1500, la federación de empleados públicos del estado de Nueva York (PEF) y la alianza de política nacional (NPA).

Por correo electrónico Blake señaló que los puntos clave de su campaña son la educación y la necesidad de un programa integral “de la cuna a una carrera” para jóvenes desfavorecidos. En trabajo, lograr establecer una ley de derechos de empresas propiedad de minorías y mujeres (MWBE por sus siglas en inglés). Sobre cambio climático busca abogar por el acceso al agua potable, el aire limpio e infraestructura resistente a los desastres. En salud, busca proteger y ampliar la ley de protección al paciente y cuidado asequible (ACA por sus siglas en inglés) mientras se trabaja hacia una opción pública universalmente accesible. En vivienda, piensa aumentar el número de unidades asequibles para las familias con ingresos bajos.

Entre los logros que resalta de su carrera, Blake menciona las leyes de reforma de la justicia penal que incluyen la creación de un panel de revisión de mala conducta de los fiscales; la despenalización por la sola posesión de marihuana y elevar la edad de responsabilidad penal para que los niños no sean encarcelados como adultos. Además, ayudó a implementar la iniciativa del presidente Obama “el guardián de mi hermano” (My Brother’s Keeper) a nivel estatal, y la creación de una legislación para pagos más rápidos a  microempresas que contratan con el estado de Nueva York.

Sobre su carrera política se le han criticado varias cosas: aceptar un trabajo en la empresa de consultoría política Hilltop Public Solutions a pesar de que inicialmente lo había rechazado públicamente, lo que podría significar un potencial conflicto de intereses. Cuando le preguntamos sobre cuál era la naturaleza de su trabajo en Hilltop Public Solutions, Blake respondió que había “servido como asesor para una elección internacional”.

Michael Benjamin, editor asociado de la página editorial del New York Post, ha llamado la carrera política de Blake como la de “un trepador“, buscando su próximo puesto en una oficina nacional. Al respecto, Blake respondió que “es desafortunado que la gente piense que tener una agenda política ambiciosa significa que soy un ‘trepador’”.

Ydanis Rodríguez

Dinero recaudado para la campaña: a mayo 20, entre $150.000 y $170.000 dólares informó su campaña ($115,999 registra la FEC).

Ydanis Rodríguez es miembro del concejo de la ciudad donde representa al distrito 10. Asumió el cargo en 2009 y su actual  mandato terminará en 2021.

Además fue candidato para defensor del pueblo de la ciudad de Nueva York, donde perdió y quedó en quinto lugar con más de 25 mil votos en las elecciones generales del 26 de febrero de 2019. 

De los cinco candidatos con experiencia en cargos políticos perfilados en este artículo, su plataforma “ydanis2020” es la única que cuenta con la mayoría del material disponible traducido al español. Según cifras del censo, el 67 por ciento de las personas que viven en el distrito hablan un idioma distinto al inglés en su hogar.

Los puntos clave que resaltó Rodríguez sobre su campaña son: erradicar la pobreza con un ingreso básico universal. En educación quiere perdonar la deuda del préstamo estudiantil para estudiantes universitarios. En medio ambiente apoya el Green New Deal y piensa reducir la dependencia de los combustibles fósiles. En inmigración, quiere poner fin a la guerra contra los inmigrantes aboliendo ICE y abogar por el derecho a un abogado a los inmigrantes en los tribunales. En salud desea que la la salud mental se incluya así como expandir el ACA.

Entre los logros que Rodríguez resaltó en su carrera política están: solicitar durante la pandemia más atención a las comunidades de clase trabajadora en los cinco distritos de la ciudad y pedir un aumento en el número de pruebas para COVID-19; promover la ley que prohíbe la venta de productos de vapeo sin tabaco a menores y jóvenes adultos, así como la ley sobre el derecho de voto municipal y haber ayudado a fundar la escuela secundaria Gregorio Luperon, una escuela dedicada al éxito de familias inmigrantes.

Una de las críticas a Rodríguez es la rezonificación en Inwood, ya que muchos residentes no querían rezonificar esta zona y tanto miembros de la comunidad como organizaciones realizaron varias protestas antes y después de ser aprobado el plan. Al respecto Rodríguez respondió vía correo electrónico que “reconocemos que ninguna rezonificación es perfecta, pero tratamos de ser inclusivos y de involucrar a todos los miembros de la comunidad en el proceso. La rezonificación se centró en las áreas de tecnología, salud y destinos de comida latina. Con esa visión en mente tuvimos éxito en obtener cientos de millones de dólares en compromisos del ayuntamiento para invertir en nuestra comunidad, para crear 100.000 viviendas asequibles, un centro de cultura inmigrante, un centro tecnológico, y millones de dólares para ser invertidos en deportes y educación.”

Como lo reportó City Limits, un juez de la corte suprema civil de Nueva York anuló la rezonificación de Inwood para el 2018, “poniéndose del lado de una demanda que alegaba que la ciudad no se ocupaba de las preocupaciones de la comunidad ni hacía las diligencias debidas durante el proceso de revisión ambiental”.

Rodríguez no dio más detalles sobre los comentarios de aquellos residentes de la zona que sienten que fueron traicionados en esta rezonificación.

Ritchie Torres

Dinero recaudado para la campaña: a mayo 20, casi $1.3 millones dólares informó su campaña ($1,273,372  la FEC).

Ritchie Torres a sus treinta y dos años es el miembro más joven del concejo de la ciudad de Nueva York. Es Afro-Latino, abiertamente gay y sobreviviente del COVID-19. 

En febrero de este año en la edición sobre los 100 más poderosos en la ciudad de Nueva York, Torres fue rankeado por City & State en el puesto 77 de la lista. Torres pasó meses solicitando apoyos para recaudar un millón de dólares para impulsar su campaña al congreso. 

Entre las organizaciones que lo apoyan se encuentran los trabajadores de comunicaciones de América (The Communications Workers of America), el concejo de oficios hoteleros (Hotel Trades Council), Teamsters 237, Proyecto de protección de los votantes (Voter Protection Project) y LGBT Equality PAC y el LGBTQ Victory Fund.

Como lo comentó Torres en entrevista con City Limits, los cinco puntos clave de su agenda son: abogar por la creación de viviendas asequibles. En salud, asegurar la calidad de la atención médica. En infraestructura, aboga por una mayor inversión pública al mismo tiempo que se se invierte en infraestructura moderna. Por último, piensa mitigar el impacto de COVID-19.

Los tres logros que resalta Torres de su carrera política son: liderar el aseguramiento de $3 millones de dólares para vivienda pública asequible; exponer la construcción ilegal de Kushner y aprobar proyectos de ley contra el acoso para proteger a los inquilinos.

Entre las inquietudes alrededor de su candidatura están las donaciones de dinero que alcanzan los $110.000 dólares provenientes de personas vinculadas a la industria de los bienes raíces, de acuerdo con el análisis de THE CITY, además, de que una gran parte de esas donaciones provienen de direcciones fuera del Bronx.

“La mayoría de las donaciones de los demás candidatos también provienen de fuera [del distrito]”, dijo Torres por teléfono. 

Otra de las críticas hacia Torres es que recibió dinero de Daniel Loeb, un inversor multimillonario y un ferviente defensor de las escuelas chárter, quien junto a su esposa Margaret han donado $11.200 dólares a la campaña de este candidato. Lo que resulta más sorprendente es que en 2017 Torres prometió rechazar las contribuciones de Loeb debido a sus comentarios incendiarios.

Estas relaciones han levantado sospechas acerca de la visión de Torres frente a las escuelas chárter versus las escuelas públicas. En este distrito “hay un lugar para ambas”, dice Torres. “No hay que crear un conflicto”.

 No favorece una sobre la otra, porque “no hay necesidad de favorecer”, agrega Torres. Para él hay que “mejorar la calidad de la educación” en general y uno de los mayores desafíos “es la falta de inversión de capital [y] la segregación”. Torres dice que apoya el sistema educativo que incluya a minorías.

Específicamente en el distrito 15, según cifras del censo el 32 por ciento de la población no cuenta con un diploma de bachillerato, solo el 28 por ciento terminó el bachillerato y el 10 por ciento de la población cuenta con un diploma de universidad y cuatro por ciento con un estudio de postgrado.

Rubén Díaz Sr.

Dinero recaudado para la campaña: Díaz no respondió a nuestras preguntas pero el FEC registra $194,294 dólares.

Rubén Díaz Sr. es miembro del concejo de la ciudad de Nueva York y representa al distrito 18 desde 2018.

Díaz Sr. ha sido miembro del senado del estado de Nueva York, donde representó al distrito 32 de 2003 a 2017. Díaz Sr. es un ministro pentecostal ordenado y de los 12 candidatos demócratas en esta contienda es el candidato más conservador.

Entre los apoyos más recientes que ha recibido se encuentran el del sindicato de la policía de Nueva York que se hizo público en mayo 21.

“Estoy en contra del matrimonio gay. Estoy en contra de las apuestas. Estoy en contra de usar las escuelas para distribuir condones a los niños. Estoy en contra de la pena de muerte. Estoy a favor de Israel”, dijo Díaz Sr. recientemente al Jewish Insider.

Como City Limits ha reportado, Díaz Sr. es conocido por su abierta oposición al aborto, al matrimonio homosexual y porque ha expresado afinidad con el presidente Donald Trump. También es muy conocida su postura política en la que dice que no ve una separación de poderes entre la iglesia y el Estado. 

En 2016, por ejemplo, Díaz Sr. escoltó a Ted Cruz por el Bronx mientras los demócratas se dividían entre ir con Hillary Clinton o Bernie Sanders durante la campaña presidencial. En una entrevista radial en 2019 Díaz Sr. dijo que el concejo de la ciudad estaba “controlado por la comunidad homosexual” y por estos comentarios el concejo lo retiró de la presidencia de un comité.

Algunos candidatos reconocen que va a ser difícil vencerlo porque Díaz Sr. no ha perdido elecciones, sin embargo, todo está por verse en esta contienda.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *